Envíos a nivel nacional en 1 a 2 días hábiles.

Carrito de compras

Tu carrito está vacío

Continúa comprando

Deliciosas recetas para una dulce Navidad

Cuando llegan las fiestas, no hay cosa mejor que entrar a la cocina y hacer deliciosas recetas en familia. Hemos seleccionado las mejores recetas para el gusto de los más pequeños de la casa y de los más grandes también.

 

7 de diciembre:

Pebernødder

Pebbernødder o "nueces de pimienta" son galletas tradicionales danesas. Estas galletitas son un esencial en la Navidad Danesa, venden en todos los supermercados al granel en Dinamarca. Puedes encontrar variantes a la receta en todos los países nórdicos. Pebernødder son fáciles de preparar en familia, ¡los más chiquitos pueden formar las bolitas con la masa! 

Recetas navideñas bambo nature

Necesitas:

  • 175 gr. de azúcar
  • 1 huevo
  • 2 cucharadas de crema entera
  • 150 gr. de harina
  • 1/2 cucharadita de polvo de hornear o bicarbonato
  • 1/2 cucharadita de canela
  • 1/2 cucharadita de pimienta blanca
  • 1/2 cucharadita de jengibre molido
  • 1/2 cucharadita de clavo de olor
  • 100 gr. de mantequilla

Súbete las mangas y cocinemos:

Bate el huevo con el azúcar hasta que este espumoso, agrega la crema. Mezcla la harina con las especias y agrega la mantequilla a los polvos, mezcla. Junta los líquidos con la mezcla de polvos y mantequilla. Deja descansar a la masa en la refrigeradora por 1 hora. 

Pon harina en el mezón y estira la masa, que tenga un grosor de aproximadamente 2 cm. Corta en cuadrados pequeños, como nueces, forma bolas con cada cuadrado. Con un cuchillo de plástico o con un cortador de masa, los más pequeños pueden ayudarte en este paso. ¡Amarán formar las bolitas de masa!

Coloca las bolitas en sobre papel encerado en una lata para hornear y ponlas al horno por 10 minutos en 200° C, hasta que estén doradas y delicosas.

¡Disfruta!

 

14 de diciembre

Galletas de Azúcar

Las galletas de azúcar son bastante básicas de hacer y por lo general tienen un suave sabor a vainilla, pero eso no es importante. La parte divertida de las galletas de azúcar no es en realidad el sabor, ¡es el corte y la decoración!

Necesitas:

  • 280 gramos de harina de trigo
  • ½ cucharadita de polvo de hornear
  • ¼ de cucharadita de sal
  • 170 gramos de mantequilla blanda (¡no derretida!), sin sal
  • 150 gramos de azúcar
  • 1 huevo grande
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla

Receta de Galletas de Azucar Navidad Bambo Nature

Cómo prepararlas:

Mezcla la harina, el polvo de hornear y la sal en un tazón, déjalos a un lado. En un tazón más grande, mezcla la mantequilla y el azúcar a alta velocidad con una batidora de pie o una batidora de mano hasta que quede suave y cremoso. Agrega el huevo y el extracto de vainilla, continúa mezclando a alta velocidad. Agrega los ingredientes secos a los húmedos y mezcla a una velocidad más baja hasta que se combinen. La masa será relativamente suave, pero si parece pegajosa, agrega 1 cucharada de harina.

Enharina ligeramente dos trozos de papel encerado. Divide la masa en dos partes iguales y coloca cada parte en un trozo de papel. Estira la masa de manera uniforme (espolvorea más harina si es necesario) hasta que alcance el grosor deseado; cuanto más finas sean las galletas, más crujientes. Espolvorea ligeramente la masa con harina y coloca otro trozo de papel encima. Apila las dos piezas de masa enrollada una encima de la otra con el papel en el medio, cubre con una envoltura de plástico o papel de aluminio y pon la masa en el refrigerador durante al menos 1-2 horas. La masa puede durar hasta 2 días en el refrigerador, por lo que si tienes familiares que vienen para un día de horneado, puedes prepararla fácilmente con anticipación.

Cuando estés listo para hornear las galletas, precalienta tu horno a 175°C y prepara tus bandejas para hornear con papel o tapetes para hornear. Debido a que ya enrollaste la masa con anticipación, tú y los niños pueden cortar directamente la masa con los cortadores de galletas. Asegúrate de enrollar y cortar la masa restante nuevamente para minimizar el desperdicio. Hornea las galletas de manera uniforme durante 11-12 minutos y déjalas enfriar completamente antes de decorar.

Puedes usar glaseado ya preparado o hacerlo tú mismo con dos ingredientes:

  • 1 clara de huevo
  • 150 gramos de azúcar en polvo

Batir la clara de huevo hasta que esté esponjosa y agregar lentamente el azúcar en polvo hasta alcanzar la consistencia deseada. ¡Pan comido!

Si deseas diferentes colores, simplemente divide el glaseado en tazones más pequeños y usa colorantes comestibles. ¡Ahora, deja que los niños se vuelvan locos con glaseado y chispas!

 

16 de diciembre

Æbleskiver 

Aaah, æbleskiver... Otra parte esencial de la Navidad en Dinamarca. Æbleskiver (o literalmente "rebanadas de manzana") definitivamente NO son tan saludables como parecen. Estos sabrosos y pequeños obsequios obtuvieron su nombre, muy engañoso, hace muchos años, ya que la gente tradicionalmente ponía pequeños trozos de manzana o, a veces, ciruelas pasas en el medio de la masa. Hoy eso es una rareza, pero algunas familias todavía siguen sus recetas tradicionales. Æbleskiver es una parte esencial de la Navidad en Dinamarca, y generalmente se disfrutan con mermelada, azúcar y azúcar en polvo, pero también se pueden comer con miel o chocolate derretido.

Galletas de Navidad Dinamarca Bambo Nature

Para probar suerte con las æbleskiver necesitarás:

  • 250 gramos de harina de trigo
  • ¼ de cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 1 cucharada de azúcar de vainilla
  • 400 mililitros de leche
  • 100 gramos de mantequilla derretida (+ más para cocinar)
  • 3 huevos
  • 1 cucharada de azúcar

A algunas personas también les gusta agregar unas gotas de jugo de limón o ralladura de limón.

Ahora, un buen ojo puede haber notado que esta receta es bastante similar a las recetas de waffles o pancakes. Y sí, la masa en sí es similar a otros tipos de golosinas. Lo que distingue a æbleskiver es la sartén especial que se usa para hacerlos. Una sartén para æbleskiver suele tener 5 o 9 agujeros en forma de media cúpula, ¡que es lo que les da su forma redonda especial! Si no tiene una sartén como esta, puedes usar una para hacer cupcakes o tal vez una plancha para waffles. Solo ten en cuenta que la masa es bastante delgada.

Es muy fácil de hacer la masa:

Mezcla todos los ingredientes secos en un tazón grande. Usa una batidora eléctrica para agregar lentamente la leche y la mantequilla derretida. Batir bien para evitar grumos y agregar los huevos como ingrediente final mientras se bate continuamente. ¡Ahí, todo listo!

Ahora, para cocinar. Si tienes una sartén æbleskive (o un molde de cupcakes) empieza por engrasar cada agujero derritiendo un poco de mantequilla en ellos (tendrás que volver a engrasar en cada cocinada). Ahora vierte la masa. La masa subirá, así que deja 0,5-1 centímetro de espacio hasta el borde. A medida que la masa se cocina, los bordes se endurecerán. Cuando el fondo ya no se pegue a la sartén, pero el centro todavía esté líquido (verifica moviéndolos suavemente para ver si giran fácilmente, usa un tenedor o un alfiler de tejer de aluminio), voltea la æbleskive boca abajo. La masa líquida en el medio correrá hacia el agujero de abajo y se horneará como la mitad superior. De esta manera, deberías terminar con un buen æbleskiver redondo, crujiente por fuera y suave por dentro. Puedes tardar algunos intentos hasta que queden perfectos, pero bueno, el cocinero se come todos los (deliciosos) fracasos, ¿verdad?

 

22 de diciembre

Marshmallows Caseros

Los marshmallows caseros son una delicia divertida y deliciosa, ¡y son mucho más fáciles de hacer de lo que piensas!

Vas a necesitar:

  • 1 caja de gelatina sin sabor
  • Esencia de vainilla
  • 400 gramos de azúcar
  • 200 ml de agua
  • 4 cucharadas de azúcar en polvo
  • Preferiblemente un termómetro de azúcar, alternativamente un termómetro de cocina

Si quieres probar marshmallows con sabor a menta, agrega 4 gotas de esencia de menta.

marshmallows caseros bambo nature

Como prepararlos:

 

Deja remojar la gelatina en un recipiente con agua fría. Mezcla la esencia de vainilla con el azúcar. Deja hervir el azúcar, el agua y la vainilla en una olla hasta alcanzar los 118 grados. Retira la olla del fuego, escurre el exceso de humedad de la gelatina y pónlas en la masa de azúcar tibia. Remueve bien y déjalo reposar durante 10 minutos.

Vierte la masa de azúcar en un tazón y bátela, ya sea con una batidora de pie o una batidora de mano. Bate la masa hasta que esté espesa y rígida; tomará alrededor de 10-15 minutos. Si deseas un color o sabor adicional, además de la vainilla, agrégualo unos minutos antes de terminar de batir.

Extiende una buena capa de azúcar en polvo sobre un trozo de papel encerado y extienda la masa de marshmallows sobre el papel. Espolvorea azúcar en polvo nuevamente y alisaa la superficie de los marshmallows para que quede agradable y uniforme, sin presionar hacia abajo. Tápalos y déjalos enfriar por unas horas o hasta el día siguiente. Luego, puedes cortarlos en cuadrados con un par de tijeras y rebozarlos en azúcar en polvo para evitar que se peguen. Disfrútalos tal como están o pónlos en una taza de chocolate caliente.

 

¿Simplemente quieres más de este espíritu navideño? Visita nuestros otros blogs de Navidad y obtén respuestas a todas tus preguntas sobre la Navidad, así como divertidas manualidades navideñas para ti y sus hijos.